BLOG

ISO 14064: todo lo que debes saber

17/03/2022

El cambio climático es una realidad, y las consecuencias pueden ser terribles para la economía y la sociedad en su conjunto. Julio de 2021 fue el mes más caluroso registrado en la historia según la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica. A esto hay que sumar que la Antártida pierde cada año 151.000 millones de toneladas de hielo, según el satélite Grace Follow-On de la NASA. Son datos que demuestran la importancia de que las empresas adquieran un compromiso medioambiental, y la norma ISO 14064 es una de las mejores herramientas para ello.

¿Qué es la norma ISO 14064?

La norma ISO 14064 sobre Gases de Efecto Invernadero se divide en tres partes:

  • "Gases de Efecto Invernadero. Especificaciones y orientaciones, a nivel de la organización, para la cuantificación y la declaración de las emisiones y reducciones de gases de efecto invernadero": establece los principios y requisitos para el diseño y posterior desarrollo de los informes que detallan la emisión de gases de efecto invernadero. Las organizaciones deben cumplir unos límites, cuantificar sus emisiones y poner en marcha acciones que mejoren la gestión.
  • "Gases de Efecto Invernadero. Especificaciones y orientaciones, a nivel de proyecto, para la cuantificación, la monitorización y la declaración de las reducciones y de las mejoras en la eliminación de gases de efecto invernadero": la segunda parte de la norma se  centra en los proyectos que buscan reducir la emisión de gases de efecto invernadero. Fija los requisitos para evaluar y reportar los resultados de los proyectos.
  • "Gases de Efecto Invernadero. Especificaciones y orientaciones para la validación y la verificación de declaraciones de gases de efecto invernadero": y, por último, la tercera parte de la norma ISO 14064 recoge los principios para realizar la verificación de los proyectos sobre los gases de efecto invernadero.

Verificación de Huella de Carbono

El auditor enviado por el organismo encargado de la verificación debe seguir varios trámites para comprobar si la compañía cumple con los requisitos de la norma ISO 14064, siendo los más importantes dos.

Por un lado, debe comprobar que cumple con los principios de la norma, en lo que respecta al contenido, forma y documentación, sobre todo en el informe de gases de efecto invernadero. Y, por otro lado, tiene que analizar que los cálculos de la Huella de Carbono realizados son correctos.


¿Cuáles son los beneficios de la norma ISO 14064?

Gracias a la norma ISO sobre Gases de Efecto Invernadero, las compañías, independientemente de su tamaño y sector de actividad, pueden promover la credibilidad, transparencia y coherencia en el monitoreo y la presentación de informes.

Además, pueden aplicar propuestas de mejora continua y desarrollar mecanismos internos para la gestión de la emisión de gases de efecto invernadero. Esto crea una gran sensación de confianza en todas las partes interesadas, al tiempo que facilita el desarrollo por parte de las empresas de sus estrategias de gestión.

En 2019, las emisiones de gases de efecto invernadero registraron un máximo histórico, según el informe del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA). Un incremento que se explica por una combinación de factores, como el aumento de incendios forestales. Los principales países emisores de CO2 son: China, Estados Unidos, India, Rusia y Japón.

En Anexia Consultoría somos un equipo multidisciplinar con más de 15 años de experiencia en el que te ayudamos a certificarte en la norma ISO 14064. Ofrecemos soluciones personalizadas a las pequeñas y medianas empresas y un trato muy cercano. Si quieres saber más sobre nuestros servicios, te invitamos a ponerte en contacto.