Esta es tu primera vez en nuestra web

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios.

Si quieres seguir navegando debes aceptar su uso o configurar las cookies. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies.

Salir de la web

Los sistemas de gestión medioambiental para mejorar el medio ambiente



La gestión ambiental es una estrategia mediante la cual se generan y organizan actividades con el fin de cuidar el medio ambiente y la calidad de vida de quienes lo habitan, previniendo y controlando los problemas ambientales. La norma ISO 14001 es uno de los principales sistemas de gestión o administración ambiental. Conoce un poco más sobre ella, qué es, sus ventajas y cómo implementarla en tu empresa u organización.

 

 

Qué es un sistema de gestión ambiental

El sistema de gestión ambiental (SGA) es el método usado por empresas y organizaciones para alcanzar y mantener un correcto funcionamiento en relación al medio-ambiente. Para esto deben seguir metas establecidas, responder a las legislaciones y leyes vigentes además te comprender las presiones tanto competitivas como sociales y financieras. Un sistema gestión ambiental es una herramienta que permite prevenir y controlar problemas ambientales potenciando el desarrollo sostenible de una empresa u organización. Siempre es pos de conservar, defender, proteger y mejorar el medio ambiente.

La gestión medioambiental está basada en un ciclo de mejora continua, compuesto por cuatro pasos. Cada sistema ambiental tiene sus particularidades (que dependen de las necesidades y capacidades de la organización) pero seguir este esquema de trabajo te ayudará a mejorar la forma en que tu empresa se relaciona con el medio-ambiente.

  • Planificación. En este paso se definen los objetivos, se dividen las responsabilidades, se eligen los medios, procedimientos, necesidades y sistemas de comunicación y control.  Sólo intervienen los directivos y encargados en la elaboración de proyectos en la empresa.
  • Implementación. Todo el personal comienza a involucrarse. Se asignan los recursos, funciones y responsabilidades para implementar y poner en funcionamiento el sistema de gestión ambiental.
  • Comprobación. Se hace un seguimiento del proyecto, deben realizarse auditorías para evaluarlo y pasar a la siguiente etapa.
  • Revisión. Se redefinen objetivos, modifican procedimientos, medios y sistemas de comunicación y control, en caso de ser necesario.

Hay tres tipos de sistemas de gestión medioambiental: la norma ISO 14001 (sistema formal), el EMAS (Eco-Management and Audit Scheme, en español Reglamento Comunitario de Ecogestión y Ecoauditoría o sistema normalizado) y diversos sistemas informales como los programas internos o medios no documentados por la empresa.